#Opinión

¿Estaremos llegando al final del túnel?

Hoy darán a conocer las medidas por las cuales muchos municipios retornarían a su vida normal, incluyendo el funcionamiento de las escuelas, a partir de junio primero

Miercoles 13 de Mayo de 2020
7'

Bueno, pues noticias alentadoras son las que leímos ayer en las redes sociales, tales buenas nuevas nos dicen que el Consejo de Salubridad General (CSG), en su tercera reunión de la sesión permanente,  aprobó cuatro acuerdos para el levantamiento progresivo de medidas y restricciones de seguridad sanitaria tras el término de la Jornada Nacional de Sana Distancia programado para el 30 de junio.

Como primer punto se acordó incorporar a la lista de actividades esenciales la construcción, minería y fabricación de equipo de transporte, informó el CSG en sus redes.

La segunda medida acordada, es una gran noticia para muchos maestros, padres de familia y alumnos desde luego, y tal segunda medida consiste en que  se liberarán restricciones para actividades escolares y laborales en municipios sin contagio que tengan vecindad con municipios también libres de contagio, ya comentaremos de esto más adelante.

El tercer punto consiste en que todas las empresas y establecimientos deberán aplicar medidas sanitarias de manera obligatoria en el entorno laboral, las cuales serán emitidas por la Secretaría de Salud, el Instituto Mexicano del Seguro Social y la Secretaría de Trabajo y Previsión Social.

Por último, a partir del 1 de junio de 2020 la Secretaría de Salud definirá un semáforo semanal para cada entidad federativa. Cada color permitirá ciertas actividades económicas, educativas y sociales con niveles de intensidad específicos.

Esta reunión en la que estuvieron presentes los gobernadores de todo el país, aclarando que solo estuvieron presentes en forma virtual, se realizó a través de las redes , y fue encabezada por el titular del Consejo de Salud General, (CSG), Jorge Alcocer Varela desde Palacio Nacional, así que les puedo decir que fueron muchos los mandatarios estatales que no pudieron disimular una sonrisa de gusto por lo que parece ya el atisbo de una pequeña luz porque nos estamos acercando al final del túnel llamado pandemia del coronavirus.

Y miren, los compromisos o acuerdos para el levantamiento progresivo de medidas y restricciones de seguridad sanitaria, que a partir del primero de junio se estarán enviando, son hechos con mucha lógica e inteligencia, y en cierta forma, para premiar o corresponder a aquellas entidades y municipios, que han sido responsables a la hora de acatar las indicaciones de confinamiento, sana distancia, uso de cubre bocas, uso del gel, cero reuniones multitudinarias, etcétera, etcétera.

Y esto lo digo porque a partir del 1 de junio de 2020 la Secretaría de Salud definirá un semáforo semanal para cada entidad federativa. Cada color permitirá ciertas actividades económicas, educativas y sociales con niveles de intensidad específicos, y desde luego que las entidades federativas que tengan más colores verdes, podrán desde ese día, ir  agregando más y más actividades económicas, educativas y sociales a su vida normal.

Esto servirá de estímulo a los estados del país, para guardar y hacer guardas a sus habitantes con mayor celo las instrucciones que los lleven a bajar a cero contagios el coronavirus, y claro, esto si será un aliciente para todas las entidades, ya que todo mundo querrá regresar a sus trabajos, a sus oficinas, en pocas palabras, a su vida cotidiana.

Y miren lo que son las cosas, con el famoso semáforo, ocurrirá lo que ocurre cuando transitamos, que entre más atrabancados nos ponemos, más embudos vehiculares ocasionamos, y terminamos por no avanzar, por estancarnos en el mismo lugar debido a nuestra imprudencia.

Así será en cierta forma el semáforo de la secretaría de salud, para poder llegar al verde, que como ya dije, significará el avance, el regreso a actividades de antaño, se tendrá que conservar la calma, tener el menor número de contagios, y entonces, sí, la población misma será la primera en colaborar para evitar la expansión de la pandemia del COVID-19.

De hecho, esta método parece que provocará que los propios habitantes de un pueblo, de un municipio, de una ciudad, sean los vigilantes de sus vecinos, paisanos, compañeros de trabajo, etcétera, para que no provoquen el regreso al confinamiento, al aislamiento.

Y miren el segundo acuerdo, esto suena interesante, más interesante porque se relaciona con las actividades educativas y laborales, y se trata de que municipios que no tengan contagios para esas fechas, que estén en cero casos positivos, y cuyo municipio vecino, esté igual, estos volverán a la escuela, y la gente de estos pueblos, a trabajar, a laborar, a empezar a generar ingresos.

Y siendo así las cosas, dígame usted, ¿ qué municipio va a querer estar en aislamiento para el mes de junio?.

Lo mejor de todo, y de estas cuatro medidas dictadas por la Secretaría de Salud, es que cada quien será el responsable de avanzar a la normalidad, o quedarse encerrado, aislado, esto será, valga la comparación como el castigo de los niños que nunca estudian, que son faltistas, que le faltan el respeto a la maestra o maestro, porque no quieren nada que se relacione con escuelas, y el peor castigo para estos estudiantes que odian las escuelas, para estos estudiantes que nunca fueron de buena fe, a la escuela porque la odiaban con verdadera convicción, y su peor castigo era repetir año, ya que siempre resultaban reprobados por su falta de interés, y otra vez a repetir ciclo escolar.

Actualmente este castigo se impone a estudiantes de secundaria, cuyos alumnos reprobados o con nivel muy bajo, se les hace ir en vacaciones para que se pongan al corriente de lo que no aprendieron  en  el ciclo normal, o sea, se la pasan en la escuela que tanto odian, por no haber cuidado su categoría de alumnos responsables.

En lo que respecta a que en los municipios en donde no haya contagios, como tampoco existan tales contagios en el municipio vecino, y de esta forma puedan asistir los niños a clases; les diré que es uno de los mejores acuerdos, pues en primer lugar, los niños están hartos de estar metidos en sus salas, en sus casas, y es que nos imaginamos casas con mucho espacio, en donde un niño pueda hasta correr, o hacer ejercicio, cuando en realidad, son casitas hechas con las nuevas tendencias, las tendencias de la pequeñez, del ahorro de espacios para hacer muchas viviendas, en fin, lo que les quiero decir es que por más que un niño viva en un castillo, mientras que no pueda salir de él, no podrá hablar de una vida feliz, esto por una parte, el confinamiento infantil se ha dicho que puede traer ciertas consecuencias en la vida de un niño, pero dejando de lado esto, les puedo decir que ahora que los niños están recibiendo clases en línea, o sea por las redes sociales, tanto ellos como las maestras o maestros, tienen exagerado trabajo, los alumnos están rebosando de tareas, de trabajos, de encomiendas para ponerlos a trabajar, mientras que los profes, llenos de tareas de sus alumnos…así que regresar a clases será un verdadero descanso para ambas partes.

Desde luego que si retornar a partir de junio primero a clases, seguramente que los propios profes, y papás de los niños, serán los primeros en cuidarlos, en advertirles del peligro de la cercanía, en estar al frente de ellos.

Pues finalmente, estamos probablemente hablando de lo que se puede considerar lo más cercano a llegar al final de la pandemia, si bien junio primero suena a más de 20 días, parece que es mejor hablar de 20 días, que de 60 o más días, así que amigos, y amigas, estamos a punto de lograr el retorno paulatino a la normalidad, o lo que pudiera considerarse lo más cercano a la normalidad, y creo que valdrá la pena esperar y seguir cuidándonos…hasta mañana


® Meridiano.mx es diseñado, operado y producido por la compañia ® SOCIALES.TV
® Meridiano.mx es una marca registrada. Todos los derechos reservados. El fin justifica a los medios J.L.D.A