El Chiste del Dinero | ¿Estamos preparador para una crisis financiera?

0
53

Ya se había comentado que el “fortalecimiento” que tuvo el peso frente al dólar iba a ser pasajero. Este lunes 10 de junio, el tipo de cambio frente al dólar fue de $18.59 pesos, con una caída del 0,65%, según se ha publicado en diversos medios especializados.

Con el aumento del valor del dólar, el poder de compra de las familias se ve afectado, ya que tendrían que pagar más por productos y servicios. Ante esta situación de la que no tenemos control, lo mejor, es poner atención a nuestras finanzas personales y analizar que tanto estamos preparados para afrontar una eventual crisis financiera.

Si no sabes por dónde empezar, aquí te dejo seis puntos para revisar y realizar tu análisis personal:

1.- Revisa tus deudas.

Si tú te sientes confiado en que estás destinando una parte de ingreso a la inversión, de poco sirve si, por otro lado, se está yendo el dinero en pagar intereses en las tarjetas de crédito o préstamos personales. Te sugiero que hagas una lista de todas tus deudas y ordénalas de mayor a menor, en función de los intereses que te está cobrando tu acreedor e ir acelerando los pagos de la más cara.

2. Aplica la estrategia del 50/30/20

Organiza tu dinero siguiendo la regla del 50/30/20. La idea es que destines el 50% a los gastos fijos como alimentación, transportación, servicios, etc., el 30% a un fondo de ahorro; y el 20% restante a las cuestiones de entretenimiento y vida social.

3. Haz crecer tu dinero.

La única forma de hacer crecer nuestro dinero es integrándolo al mercado financiero. Nada pasará si dejas tu dinero dentro de la bolsa del saco que tienes colgado en tu closet. Mejor, aprovecha las ofertas de productos financieros a tu alcance. Eso sí, asegúrate de comprender su funcionamiento y desarrollar una mentalidad a largo plazo.

4. Respáldate con los seguros.

Tal vez piensas que pagar un seguro de gastos médicos mayores, el seguro de tu coche, de vida sea un gasto alto e innecesario, pero créeme en caso de alguna eventualidad, saberte protegido te hará sentir tranquilidad y si algo pasa, pues vendrá la satisfacción de no tener que vender tu riñón para pagar la cuenta del hospital. Eso sí, asegúrate de tener el dinero para pagar el deducible.

 5. Gasta bien.

O sea, de manera inteligente, si ya te anda por estrenarte algo, que sea porque realmente lo necesites y no porque esté en “tendencia”.  Hoy por hoy, tienes la posibilidad de comparar los precios y la calidad de los productos con relativa facilidad.

 6. Aprovecha para invertir en educación financiera

Como punto final, realmente recomiendo:  la inversión en el conocimiento, reflexiona sobre el valor que le puedes dar a la sociedad y toma cursos que te ayuden a sacar tu mejor versión. ¿Qué acaso no somos seres en constante evolución?

Pd.- Si quieres saber más sobre inversiones y mejorar tus finanzas personales, inscríbete a nuestros talleres. Dale “me gusta” a la página de El Chiste del Dinero.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí