$_COOKIE

Opinión

Tokio 2020. Primeros tiempos internacionales y nacionales

compartir_facebook compartir_twitter compartir_whatsapp compartir_telegram
5"

Al tener ante la vista e incluso a la mano —dos expresión heideggerianas, por cierto en El ser y el tiempo en la traducción de José Gaos— una diversidad de platillos deportivos tan grande, no queda sino la degustación de algunos de ellos —en la página oficial del COI he elegido 10 de 68 disciplinas disponibles— y el transformarla en palabra compartida algunos eventos puntuales, ya sea por la relevancia que tienen en sí mismos, o bien, por el placer que ha dejado el ser testigos de su desarrollo y de su desenlace…

Pues bien, a esta tercera entrega olímpica, la he denominado “primeros tiempos” porque los platillos ofrecidos y degustados en estos días equivalen aproximadamente a los “primeros tiempos” de un buffet e “internacionales y nacionales”, porque algunos de los platillos degustados tienen carácter internacional y otros, obviamente nacional.

De los platillos internacionales degustados como “primeros tiempos”, encuentro muy destacables las medallas de oro obtenidas por los clavadistas británicos en la prueba de trampolín de 3m por lo que significa quitarle una medalla de ese color a los clavadistas chinos, y también, el oro alcanzado el Comité Olímpico Ruso [de Rusia, para efectos prácticos] en la competencia por equipos en la disciplina de gimnasia artística, no solo por haber derrotado al equipo de los Estados Unidos de América que era considerado favorito, sino por recuperar —como lo harían también los miembros del equipo ruso en la rama varonil— un sitio que habían perdido desde Barcelona 92 y que solo habían ganado como Equipos Unificados en esa olimpiada y, previamente, como Unión Soviética.

Otro caso digno de mención, la crisis —relativa, pero crisis al fin— de la hegemonía norteamericana en natación: hasta el momento, “solo” han obtenido 6 medallas de oro de 22 posibles y 21 medallas en total; solo tienen una medalla de oro más que Australia, que tiene 12 medallas en total en esta disciplina.

Sin embargo, la nota internacional, ha sido, sin duda, el retiro de Simone Biles de la competencia all around y, quizás también de la competencia por aparatos para la que había calificado. El impacto mayor, deriva no tanto del hecho, sino de las razones esgrimidas, de carácter mental: falta de confianza, temor de sufrir algún accidente… Razones muy válidas que ponen en el centro de la discusión las exigencias —en muchos casos inhumanas— que pesan sobre los hombros de los deportistas de alto rendimiento no solo de carácter deportivo, sino comercial y político, porque no se puede olvidar que las atletas y los atletas se convierten en mercancías de alto valor de cambio y encarnaciones patrias.

De los platillos nacionales, ninguno con sabor a oro, plata o bronce, después de los dos platillos bronceados de los primeros días. Pareciera que nos estamos especializando en cuartos lugares, un puesto significativo en el contexto, dado que el 4, el 4° o, mejor aún la 4ª se ha convertido en el número de la suerte —para unos de signo positivo, para otros de signo negativo— en los años recientes…

Cuarto lugar en clavados sincronizados de trampolín de 3m en ambas ramas; cuarto lugar en clavados sincronizados de plataforma de 10m en la rama varonil; cuarto lugar en tiro de fosa y cuarto lugar en softbol.

De la expectativa del titular del COM [5 medallas] y de la titular de la CONADE [10 medallas], “a estas alturas del partido” se ve difícil, no imposible, el 5 —capaz que quedamos en 4 para ser “políticamente correctos”— porque el tri todavía hace albergar esperanzas, algo más que el boxeador sobreviviente que tendrá como contrincante al representante de Cuba; porque el elitista golf abre también posibilidades y, sobre todo, Alejandra Valencia, quien ha mostrado no solo un alto nivel, sino experiencia y control mental [algo que ha faltado en competidores y competidoras en Taekwondo, Tiro de fosa e, incluso en clavados y tiro con arco, en donde fuimos testigos de fallas en los momentos claves que hacen la diferencia].

Confieso que, desde antes que el equipo “mexicano” de softbol se tornara viral en las redes sociales y se vinieran sobre sus integrantes reacciones de carácter negativo, tenía pensado hacer de él alguna mención porque había llamado mi atención que solo una de las integrantes del equipo habría nacido en México y porque en sus uniformes —a diferencia del logo de la marca Li Ning que se puede apreciar en la mayor parte de quienes integran la delegación mexicana— lucían la “inconfundible palomita” de Nike. A este respecto, más que entrar en la polémica desatada, quisiera hacer algunos comentarios al respecto.

Las integrantes de este equipo llegaron a las olimpiadas por un acuerdo tipo “gana-gana”; la federación conseguiría enviar un equipo competitivo a los juegos olímpicos y las jugadoras invitadas tendrían la posibilidad de ir a unos Juegos Olímpicos. Estas jugadoras legalmente son ciudadanas mexicanas por haber nacido de padres mexicanos, pero, culturalmente son mexico-americanas y, probablemente, americo-mexicanas. De ahí que, como se ha dicho ahora, no querían que la bandera apareciera en sus uniformes, los cuales, por cierto, no podían ser de la marca oficial porque esa marca… ¡no produce uniformes para softbol! Y me pregunto… ¿Y si hubieran ganado la medalla?

Veremos en que para este asunto que, hay quienes dicen que ha servido para desviar la atención de los resultados obtenidos hasta el momento por la delegación y de otros asuntos más delicados, como la selección de atletas y su exclusión por razones extradeportivas y otro dato que solo menciono como condimento final de esta entrega: la significativa presencia militar en las delegaciones mexicanas: de acuerdo con la información obtenida de un video del portal de El Financiero, 47 integrantes [el 29%] de la delegación pertenecen a las Fuerzas Armadas [incluidos los abanderados] y las cinco medallas obtenidas en Río 2016… ¡las obtuvieron miembros de las Fuerzas Armadas!

CLASIFICADOS






Opinión

TEPIC TRABAJA POSITIVAMENTE 
La tragedia panista
El PAN de Nayarit en la lona
 
® Meridiano.mx es diseñado, operado y producido por la compañia ® SOCIALES.TV
® Meridiano.mx es una marca registrada. Todos los derechos reservados. El fin justifica a los medios J.L.D.A