Primero resolver, antes que pensar en reelección

Dentro de las fortalezas del gobierno municipal que encabeza está el que solamente resta atender un 15 por ciento de la población, para que todo el municipio cuente con agua potable

0
214

Antes de que concluya el 2023 todas las poblaciones del municipio de Santiago Ixcuintla tendrán agua potable, tal y como fue el compromiso del alcalde Eduardo Lugo López, quien confirmó en entrevista que hasta el momento se ha atendido arriba del 85 por ciento de la población.

Anticipó que en los próximos días darán el banderazo de una gran obra que llevará agua potable a toda la región de Las Haciendas, gracias a la donación de un par de pozos del municipio de Rosamorada.

“Son kilómetros de tubería y le agradezco al municipio de Rosamorada, creo que con eso cerramos un ciclo histórico donde todos los pueblos de Santiago Ixcuintla, todos, sin excepción, tendrán agua. Unos como en la costa que tenían ocho años sin agua, ya tienen, otros como la región de Las Haciendas que nunca habían tenido agua potable tendrán”.

Lugo López informó que otra de las tareas que se atiende de manera prioritaria por parte de su gobierno, es la iluminación que fuera devastada por el último huracán: “Llevamos siete pueblos iluminados, cientos de luminarias, esto es para garantizar la seguridad de nuestra niñas, jóvenes,  mujeres y de los habitantes en general, pero fortaleciendo al ramo femenino, porque son las que pueden sufrir la mayor incidencia delictiva y ya con calles iluminadas se reduce el riesgo”.

Este plan de iluminación también contempla beneficios para la zona costera, en localidades como Boca de Camichín, que también fue afectada por el ciclón.

Por otra parte, el edil santiaguense recordó que actualmente el municipio ocupa los primeros planos nacionales en seguridad pública, además confirmó que el próximo diez de agosto estarán arribando cinco nuevas unidades para fortalecer el sistema de recolección de basura.

Antes de concluir la entrevista, Eduardo Lugo sostuvo que no son momentos de pensar en la reelección, aun cuando una reciente encuesta le otorga una calificación 6.6, es decir una aprobación del 66 por ciento: “Ya llegarán los tiempos para eso, ya una vez que se definan a nivel nacional las cosas, pasaremos a pensar qué sigue, pero no estoy obsesionado con una cosa o con otra, mi fortaleza es gobernar bien, ya los ciudadanos dirán en las encuestas si quieren que continúe yo o no, que hablen y decidan las encuestas”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí