7.7 C
Tepic
sábado, julio 20, 2024
InicioOpiniónLa Serpentina| La lucha por un sueño juvenil

La Serpentina| La lucha por un sueño juvenil

Fecha:

spot_imgspot_img

Ayer iniciaron su sueño de vida profesional 5 mil 176 jóvenes, hombres y mujeres, la mayoría egresados de preparatorias tanto públicas como privadas, digo la mayoría, porque de estas más de cinco mil personas, algunas ya venían de hacer otra carrera e intentar, estudiar otra.

De entrada debo decirles que estos 5,176 seres humanos, son los aspirantes a obtener un lugar en la Universidad Autónoma de Nayarit, la UAN, en la carrera elegida por ellos mismo, bueno, quizá peco de inexactitud al decir que los muchachos y muchachas y otras personas ya no tan muchachos ni muchachas, que hicieron la prueba de admisión para obtener un lugar en la UAN, eligieron ellos mismos su carrera, ya que hay casos, no sé si muchos o pocos, en donde el padre o la madre impone su orientación vocacional y obliga al hijo a inscribirse en determinada carrera.

Pero dejemos de lado en este momento esa contrariedad, para decirles que ver la Universidad Autónoma de Nayarit, con más de 5 mil seres humanos que buscan superarse mediante el conocimiento, la academia, la teoría y la práctica, habla de la gran fe que le tenemos los nayaritas a nuestra máxima casa de estudios, una universidad que no debemos de dejar caer, que debemos de cuidar todos y todas, y digo esto en el buen sentido de la palabra.

Es altamente probable que la UAN, sea algo que nos une a todos los nayaritas de alguna forma, quizá porque estudiamos ahí al igual que muchos de los que hoy son respetables hombres de negocios.

Quizá porque tuvimos o tenemos hijos que ahí se prepararon, obtuvieron un título y ahora se mueven en las ligas mayores de su profesión, y esto lo digo con conocimiento de causa, perfectamente conozco a muchachos que estudiaron la carrera de medicina, luego obtuvieron un lugar en la escuela de especialidades, luego lograron ubicarse en un puesto de responsabilidad, y hoy son doctores titulares en algún hospital del país, o bien, ocupan la dirección de algún nosocomio de gran peso en México, y, o, son los triunfadores hombres de empresa en el negocio de la medicina, es decir, son propietarios de algún hospital privado, y todo empezó hace muchos, muchos años, pero  exactamente como empezó la vida de miles el día de ayer, que primero buscan un lugar en la facultad universitaria, luego se esmeran en cumplir como los mejores, y entonces vienen los frutos, viene la cosecha de lo estudiado, de las horas, muchas, muchas horas de estar metido en las aulas, en la casa, o en el departamento que compartían con otros estudiantes y que al final, como todo lo bueno y justo, fueron premiados con excelentes empleos, grandes oportunidades, pero lo mejor, fueron premiados al gozar los triunfos que nuestra máxima casa de estudios, les dio por medio de la enseñanza.

Claro que la rectora Norma Liliana Galván Meza, tiene motivos suficientes para estar contenta por esta muestra de la gran fe que no sólo los 5,176 aspirantes a obtener un lugar mostraron ayer al presentarse a hacer su examen de admisión, sino la gran fe que todos los nayaritas y de otras entidades del país que vienen aquí a estudiar, le tienen a nuestra UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE NAYARIT.

Y es que no cabe duda que la doctora GALVÁN MEZA, llegó a la máxima casa de estudios, tomando en sus manos una papa caliente, gobiernos pasados habían dejado a la UAN a su suerte, algunos le habían prometido apoyos que nunca llegaron, otros ni siquiera le habían entregado el llamado impuesto para la universidad, que pagamos los nayaritas en determinadas mercancías, y servicios, pero lo que es peor, hubo incluso campañas de descrédito contra nuestra máxima casa de estudios, y miren, ahí está, firme la UAN, ciertamente no ha concluido su ciclo de cerrar problemas heredados, pero sigue firme y por supuesto que la rectora y el estudiantado saben que cuentan con la sociedad entera del estado, cuando se trate de demostrar que todos amamos a nuestra máxima casa de estudios.

Así que las palabras de aliento para los más de cinco mil aspirantes a ser alumnos, son: “A todas y todos los aspirantes les deseamos mucho éxito, queremos verlos formar parte de esta gran institución y ser #OrgullosamenteUAN” y  “A las madres y padres de familia ¡muchas gracias! Gracias por confiar en la UAN para que sus hijas e hijos se formen profesionalmente en nuestras aulas”, y a mi parecer, creo que los padres somos los que debemos de agradecer tener educación de excelente nivel al servicio de nuestros hijos, en nuestra amada alma mater…hasta el lunes

Más artículos

spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí